atardecer en el rio zaire

Hay nombres que hacen soñar. AFRICA, por ejemplo. Nombre que leído, pronunciado en voz baja o simplemente escuchado tiene el poder mágico de levantar paisajes de ensueño o deseos de remotas aventuras. 

AFRICA esta todavía por descubrir, a pesar de todo cuanto se ha dicho, se ha escrito se ha filmado, porque avara de sus bellezas, celosa guardiana de sus secretos, AFRICA se oculta al curioso, al investigador, al científico, para mostrase solamente a quien se acerca a ella para amarla. Pero AFRICA es una amante peligrosa y quien hay sorprendido la intimidad de sus tierras y sus gentes para compartirla, descubrirá luego que el amor a AFRICA imprime carácter, que cuando sus aromas, sus colores y sus sonidos se han abierto paso bajo la piel ya jamas podrá liberarse de ella y paseara por las frías calles de Europa, la incurable melancolía, el deseo insaciado de volver a tener ante los ojos el encanto inexplicable de AFRICA

Ninguna escena  de este sitio internet esta magnificada, ni tampoco he pretendido dramatizar para conseguir efectos de sorpresa o de lastima a los visitantes de estas paginas, las fotografías captan momentos del transcurrir diario de los habitantes de este rincón de Africa.   An tes de ir a Zaire ya habia recorrido varios paises, algunos africanos, pero  ningun lugar me habia  impactado ni emocionado tanto como  este rincon de la selva zaireña

No soy misionero, ni explorador, ni científico, tampoco pertenezco a niguna ONG. Soy ,sencillamente, un  viajero que un día pisé Africa y quede atrapado por ella.

José Mª   LLopart                                    IMAGENES DEL ALTO ZAIRE